Revista Digital



Encuesta

¿Crees que los cambios en la SHCP modifiquen los proyectos de infraestructura de la 4T?

Clima

Mostly Cloudy

21°C

Aguascalientes

Mostly Cloudy

Humidity: 30%

Wind: 27.36 km/h

  • 03 Jan 2019

    Cloudy 21°C 8°C

  • 04 Jan 2019

    Mostly Cloudy 22°C 8°C



Arquitectos:
Frank Gehry

Ubicación: España 
Año Proyecto: 1997

Situado en Bilbao, España, el Museo Guggenheim se caracteriza por una compleja fusión de formas curvilíneas y una cautivadora materialidad; que responden a un intricado programa y un contexto urbano industrial. Con más de un centenar de exposiciones y más de diez millones de visitantes, el Museo Guggenheim Bilbao de Frank Gehry no sólo cambió la forma en la que arquitectos y el público piensan en los museos, pero también revitalizó la dañada economía de Bilbao con su asombroso éxito. De hecho, el fenómeno de la transformación de una ciudad a raíz de la construcción de una importante pieza arquitectónica se conoce hoy como el "Efecto Bilbao".



Veinte años después de su construcción, el museo continúa desafiando las suposiciones que existen entre la conexión del arte y la arquitectura de hoy.

Se sitúa en el extremo norte del centro de la ciudad. Una calle y una línea ferroviaria se encuentran al sur, el río hacia el norte y la estructura de hormigón del puente de La Salve al este. Establece una fuerte conexión física con la ciudad, el edificio dialoga con el puente de La Salve, creando un paseo fluvial y una amplia plaza pública hacia la zona sur del sitio, justo donde termina la grilla establecida de la ciudad. El edificio alude a los paisajes de la zona, el estrecho pasillo a la sala principal del acceso que recuerda a un empinado barranco, o el uso de agua y pasarelas curvas en consonancia a la ría del Nervión.  



Debido a su complejidad matemática, las sinuosas curvas fueron diseñadas utilizando un software de diseño en 3-D llamado CATIA; que permite complejos diseños y cálculos que no habrían sido posible hace unos años. Esencialmente, el software digitaliza puntos en los bordes, superficies e intersecciones de los maquetas de Gehry hechos a mano, para crear modelos digitales que luego pueden ser manipulados de la misma forma que las animaciones 3-D. 

Las paredes y techos del edificio soportan carga, contienen una estructura interna de las barras de metal que forman una grilla triangular. CATIA calcula el número de barras requeridas en cada lugar, así como las posiciones y orientaciones de estas. Además de esta estructura, las paredes y techos tienen varias capas de aislamiento y un revestimiento externo de titanio. Cada pieza es única a su ubicación, es determinada por el software CATIA.

El grande y luminoso atrio principal sirve como centro de organización del museo, distribuyendo los 11.000 m2 de espacios de exposición en más de diecinueve galerías. Diez de estas galerías siguen un trazado ortogonal clásico que se puede identificar desde el exterior por un acabado en piedra caliza. Los nueve galerías restantes se identifican desde el exterior por las curvas de formas orgánicas revestidas en titanio. La galería más grande es de 30 metros de ancho y 130 metros de largo, alberga una instalación permanente llamada "La materia del tiempo", de Richard Serra.

Facebook

Revista Digital

Proyectos Arquitectonicos

Palacio de los Deportes / Félix Candela

Palacio de los Deportes / Félix Candela

Arquitecto: Félix Candela  Ubicación: Río Churubusco, Iztacalco, Ciudad de México Área: 27171.0 m2 Año Proyecto: 1968 La construcción del Palacio de los Deportes empezó en el año de 1966 y fue concluida para 1968, año...



Arquitectos:
Frank Gehry

Ubicación: España 
Año Proyecto: 1997

Situado en Bilbao, España, el Museo Guggenheim se caracteriza por una compleja fusión de formas curvilíneas y una cautivadora materialidad; que responden a un intricado programa y un contexto urbano industrial. Con más de un centenar de exposiciones y más de diez millones de visitantes, el Museo Guggenheim Bilbao de Frank Gehry no sólo cambió la forma en la que arquitectos y el público piensan en los museos, pero también revitalizó la dañada economía de Bilbao con su asombroso éxito. De hecho, el fenómeno de la transformación de una ciudad a raíz de la construcción de una importante pieza arquitectónica se conoce hoy como el "Efecto Bilbao".



Veinte años después de su construcción, el museo continúa desafiando las suposiciones que existen entre la conexión del arte y la arquitectura de hoy.

Se sitúa en el extremo norte del centro de la ciudad. Una calle y una línea ferroviaria se encuentran al sur, el río hacia el norte y la estructura de hormigón del puente de La Salve al este. Establece una fuerte conexión física con la ciudad, el edificio dialoga con el puente de La Salve, creando un paseo fluvial y una amplia plaza pública hacia la zona sur del sitio, justo donde termina la grilla establecida de la ciudad. El edificio alude a los paisajes de la zona, el estrecho pasillo a la sala principal del acceso que recuerda a un empinado barranco, o el uso de agua y pasarelas curvas en consonancia a la ría del Nervión.  



Debido a su complejidad matemática, las sinuosas curvas fueron diseñadas utilizando un software de diseño en 3-D llamado CATIA; que permite complejos diseños y cálculos que no habrían sido posible hace unos años. Esencialmente, el software digitaliza puntos en los bordes, superficies e intersecciones de los maquetas de Gehry hechos a mano, para crear modelos digitales que luego pueden ser manipulados de la misma forma que las animaciones 3-D. 

Las paredes y techos del edificio soportan carga, contienen una estructura interna de las barras de metal que forman una grilla triangular. CATIA calcula el número de barras requeridas en cada lugar, así como las posiciones y orientaciones de estas. Además de esta estructura, las paredes y techos tienen varias capas de aislamiento y un revestimiento externo de titanio. Cada pieza es única a su ubicación, es determinada por el software CATIA.

El grande y luminoso atrio principal sirve como centro de organización del museo, distribuyendo los 11.000 m2 de espacios de exposición en más de diecinueve galerías. Diez de estas galerías siguen un trazado ortogonal clásico que se puede identificar desde el exterior por un acabado en piedra caliza. Los nueve galerías restantes se identifican desde el exterior por las curvas de formas orgánicas revestidas en titanio. La galería más grande es de 30 metros de ancho y 130 metros de largo, alberga una instalación permanente llamada "La materia del tiempo", de Richard Serra.